Apitiké

Apitiké
Nuevo servicio para escritores

viernes, junio 13, 2008

Quiero ser ministro

Sí. Quiero ser Ministro. Pero no para ganar dinero a espuertas. No para hacer contactos mientras gobierno que me sirvan para seguir haciendo dinero a espuertas cuando deje de gobernar. No para tener poder. Ni siquiera para tener una cartera nueva.

Quiero ser ministro para poder inventarme palabras nuevas y exigir a la Real Academia de la Lengua que las meta en el diccionario y exiga a los españoles (y a las españolas) que las usen. Exigiré que retiren la palabra "piscolabis" y de ahora en adelante se diga "piquislabis", obligaré a todo el mundo a decir "pretóleo" porque es como le sale mejor a mis padres (mientras quede "pretóleo"), me inventaré la palabra "antoñitear" para referirse a realizar grandes proezas, porque sí, porque yo lo valgo...

Y me quedaré tan pancho.

10 comentarios:

Pope dijo...

Ya puestos, que le quiten la tilde a "pretóleo", si no te importa...

Zero Neuronas dijo...

No, la tilde no, una cosa es la semántica, pero las reglas ortográficas vamos a intentar respetarlas.

Lee dijo...

Besides, no one is remembered for using his/her influience to make some on the side (too many) but history shall always hold a place for the creative and their pearls. ;-)

Pope dijo...

Bromas aparte, lo del palabro nuevo ha sido impresionante, pero, en general, no se puede decir que nuestros políticos hablen muy bien.

Hecho de menos a Anguita...

Sentimientos en Letras dijo...

Buenas, bueno tengo 16 años y nada quería decirte que tu blog me parece muy interesante y a la vez con toques gracioso...me gusta ^^ y nada si quieres pasarte por el mío...me he pasado muchas veces por el tuyo y bueno al final decidí hacerme uno así que todavía no tengo casi nada...

Un saludo

PD: me iré pasando más

leticia dijo...

hombre, lo de la palabra "miembra" fue salirse un poco del tiesto, es cierto, pero yo siempre he pensado que los académicos de la lengua también son un poco cuadriculados a la hora de admitir palabras nuevas, y que el diccionario de la RAE evolucione, igual que lo hace la sociedad. Si no recuerdo mal, es reciente también la aprobación de jueza en femenino, porque yo recuerdo utilizar antes siempre lo del " el juez y la juez", y trabajo les costó, y creo que decir jueza no supone ningún trauma ¿no?. Bueno, no sé si me explicado correctamente

Miss Lunatic dijo...

Pues qué quieres que te diga... en ese caso concreto, creo que si hubiera hecho judicaturas y alguien me llamara jueza, igual lo acusaría de desacato y todo :PPPPP
No sé, a mí a veces todas estas cosas me ponen nerviosa. Pffff

Zero Neuronas dijo...

A mí me pasa un poco lo mismo, sobre todo con la palabra "juez". ¿Dónde está ahí la terminación masculina? "La juez" me suena mucho mejor que "la jueza". Está muy manido, pero yo tengo un hermano, varón, dentista. Todavía nadie lo ha llamado dentisto. Y yo, sin ir más lejos, no soy guionisto. En fin, que sé que hay que luchar por la igualdad, pero la lengua es algo vivo que sale de la gente. No de un par de políticos.

Anónimo dijo...

Pues yo qué quieres que te diga. Estoy tan harta de lo de españoles y españolas, todos y todas, ciudadanos y ciudadanas y ya el requecolmo miembros y miembras. Pero ¿ de qué vamos? En vez de tanto "filosofar" con el lenguaje, eduquemos para la igualdad que es lo que importa. Ah, y ni una mujer más muerta por malos tratos.

Zero Neuronas dijo...

A eso me refiero, anónima (este blog, no te permite firmar con tu género, ¿has visto?). Ese juego de "compañeros y compañeras", "ciudadanos y ciudadanas" es una invención política que estropea el lenguaje. La igualdad está también en el lenguaje, pero de otra forma.